TIEMPOS PARA AMAR - Destino Alma
16522
post-template-default,single,single-post,postid-16522,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-13.5,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.5,vc_responsive

TIEMPOS PARA AMAR

TIEMPOS PARA AMAR

Estáis siendo testigos privilegiados de los grandes cambios en Gaia y en consecuencia los cambios para todos los que pobláis Gaia. Está en proceso de ascensión y todo cuanto soporta Gaia, está en ese mismo proceso, seáis conscientes o no, lo deseéis o no. Incluso si os negáis a ascender tendréis que hacerlo con Gaia, evidentemente por respeto a vuestro libre albedrío no percibiréis nada porque ese velo será opaco para vosotros. Y la firme intención de no evolucionar os hará permanecer en el proceso para el que estéis preparados en este momento.

Este es un año de grandes cambios, constantes, de grandes aperturas de portales. Cada portal es un salto cuántico. Por eso hay que ir integrando uno a uno. Al principio ha sido como un pequeño goteo, más separado, esos pequeños cambios, esas pequeñas vibraciones o códigos energéticos os han ayudado a ascender y a elevar la vibración y a medida que los cuerpos han resintonizado e integrado los discos solares, el proceso es más rápido.

Por eso hay una apertura de portales con una frecuencia más continua que en otros momentos, mayo, junio, julio, agosto, septiembre y así hasta diciembre. Son momentos de grandes saltos, trepidantes, especialmente hasta llegar al solsticio de verano, momentos clave, de alta vibración. Lo podréis percibir con mayor o menor intensidad. No tengáis expectativas, se puede percibir o no de forma consciente, eso no significa integrar en mayor o menor medida. Sino que depende del grado de sensibilidad. Cada uno de vosotros tiene un nivel de percepción único. Sea como sea, la realidad es que estáis desanclando viejos patrones, tanto de pensamiento, como de actuación.

Ya no vale todo, la forma de pensar ya no es la misma. Está saliendo a la luz aquello que se mantenía oculto. ya no sirve que otros os digan qué hacer, que creer, qué pensar, como vivir, ya no os vale el mundo del sacrificio, del sufrimiento, del dolor, de la culpa, todo eso se está desanclando. Ya no es válido que las cosas se hagan como siempre se han hecho. Y comenzáis a sentir el impacto de vuestros pensamientos y acciones en los demás y especialmente en Gaia.

Hay nuevos seres y nuevas vibraciones. Hay una nueva forma de integrar la existencia desde la 5ª Dimensión, con libertad, con honestidad, con autenticidad, con creatividad, con alegría. Desde el punto de partida de vivir desde el amor pleno, en perfecta unión, compartiendo, integrando, haciendo más grande esa bola de amor, formada por cada uno de los seres de Gaia. Ir iluminando cada punto de luz hasta formar un gran sol luminoso, nutriendo la vida desde la luz, vivir desde el amor, entender que la entrega desinteresada es la moneda de los nuevos tiempos.

Primer trabajo para todos: amarse. No desde el ego. Sino empoderarse en el YO SOY, saca el YO SOY que tienes dentro, la esencia divina, lo que realmente eres, a lo que has venido aquí. No es coincidencia, no es casualidad, no existe ni lo uno, ni lo otro, es causalidad, es propósito, es misión de vida.

Todos los que estáis ejerciendo un trabajo de luz, lo habéis elegido y estáis ayudando a la ascensión de Gaia y al proceso de elevación de la 3ªD a la 5ªD, no es un proceso fácil, ni inmediato. Sino que tiene que consolidarse poco a poco en todos vosotros. Es un cambio completamente diferente, en el que la alegría es la razón de vivir. El respeto. El amor. La mirada compasiva primero hacia uno mismo, una vez anclada en uno, poder anclarla en los demás.

No podéis amar a los demás desde el corazón, sino os amáis a vosotros mismos. Este es el primer punto de partida para poder vivir desde el corazón. Dejad de menospreciaros, de limitaros, de atacaros, de culparos y de tener pensamientos hacia vosotros mismos negativos. Sois perfectos. Sois seres de luz. Sois ilimitados. Debéis aceptar la chispa divina en vosotros.

No podéis tener esa mirada compasiva hacia los demás, sino sois compasivos hacia vosotros mismos. No podéis sentir el agradecimiento pleno, sino agradecéis el camino recorrido, todos los dones, todas las abundancias y todas las fortalezas que vosotros tenéis como individuos, que se unen y se ponen a disposición para formar un fuerte colectivo. Pero individuos que tiene que trabajarse día a día, conocerse, amarse, empoderarse, no hay que recluirse en una cueva o en un monasterio, alejarse del mundo, no hay que esperar que una varita os ilumine y dedicarse a orar en silencio, eso ya no resuena en la 5ªD, ni en la Era de Acuario.

Es el momento de vivir la espiritualidad partiendo de un trabajo personal que os permitirá crecer, pero para integrarlo en un gran colectivo. Desde la generosidad. Pensando en el conjunto, en la comunidad, en la globalidad. Siendo conscientes de que los pequeños gestos tienen consecuencias en el gran universo. Con la firme voluntad de vivir desde el corazón, ser feliz, desde lo simple, desde lo natural. Todo lo que sea natural, armonioso, fácil, aquello que brote espontáneamente del corazón nos mostrará el camino. Todo lo que nos cueste, lo que se nos dificulte, lo que nos haga torcer el gesto con solo pensarlo ese no es el camino.

Al igual con vuestros compañeros de destino. Os estáis uniendo a vuestros compañeros de camino para integrar el amor como energía de transformación, las personas con las que sintonizáis en el mismo nivel de vibración. Y son las personas que os ayudarán a integrar sensaciones, experiencias, emociones y cambios dentro de nosotros. Es una rueda, vosotros consciente o inconscientemente estáis haciendo lo mismo con otros seres. Todos sois maestros y sois discípulos al mismo tiempo. Entregar lo mejor de uno a los demás para crecer.

Es tiempo de reconocer la parte divina que todos tenemos, no está fuera, no se adora fuera, se agradece y se bendice dentro. YO SOY. repítete YO SOY si lo necesitas integrar, parte del «yo soy amor», «yo soy compasión», «yo soy alegría». Aleja culpa, remordimiento, odio. Siéntete orgulloso, saca pecho, sin ego, sino con verdadera admiración al ver el camino que has recorrido hasta llegar aquí, solo y con los ojos vendados. YO SOY.

No te culpes. Ni a ti ni a nadie. Donde estas y donde has llegado, es gracias a un cúmulo de circunstancias y de decisiones que has elegido desde tu mejor versión de ti, con el conocimiento que tenias y la experiencia que portabas. Todos los aprendizajes han sido para tu mayor beneficio y el de los seres que te rodean. Integra, agradece y avanza en tu camino. Perdona y pide perdón si lo necesitas. Pero sigue con tu camino, sigue caminando, estás realizando tu misión de vida. No te escondas en el ayer, vive el hoy. No proyectes las fantasías en el mañana, vive el hoy.

Todos vosotros, por muy pequeños que os sintáis, por muy insignificantes que creáis que sois,  estáis haciendo un enorme y magnífico trabajo de luz. Sois resonadores, iluminadores, detonadores, alumbradores. Una sonrisa, una mano tendida, un pensamiento positivo, una palabra, unos oídos para escuchar, una intención de luz. Es la mecha que ha hecho posible el avance de la ascensión y el incremento de las nuevas frecuencias del Sol Central.

Ser desde el ser, amar sin límites. Amar sin barreras, Amar desde el corazón, desde la entrega absoluta. Quemar desde el amor los miedos. ¿Miedo a qué?. Expándete desde el corazón y hazlo  crecer, siéntete uno con todo, con los animales, con la naturaleza, con otros seres vivos, con los humanos, con otros seres que os rodean aunque no los veáis, con otras entidades de luz. Uno con todo. Uno con el universo. Uno con Gaia. Uno con el aire, el fuego, el agua, la tierra. Uno con el todo.

Expande tus alas, permite que se desplieguen, que se hagan grandes, que se iluminen, que puedan abarcar y cobijar todo a su paso, que te permitan elevarte y volar. Ese eres tu. Ese hermoso, poderoso y transformador ser de luz eres tu. Siéntete orgulloso. Siéntete bendecido y siéntete feliz. Se libre para seguir la voluntad que tu decidas, ascender, elevarte o mantenerte donde estás.

Puedes frenar de forma voluntaria tu proceso de ascensión, lo retrasarás en ti hasta que te sientas preparado, te quedarás anclado en el mundo que conoces, que será un mundo paralelo. El que decida ascender avanzará con Gaia experimentando otra realidad, otra forma de sentir, interactuar y percibir la vida.

Vais soltando todas esas capas que os van separando de quien realmente sois, este el momento de quitar capas, una a una, para quedaros desnudos. Sin protección aparente, sin vergüenzas, sin engaños. Con la valentía, honestidad, la alegría y el amor como banderas. Todo lo que sucede y lo que está pasando es normal. Sensaciones, efectos, consecuencias físicas, mentales y emocionales que estáis viviendo durante todos estos tiempos son perfectas y habéis ido incrementado la percepción de que algo está pasando.

Alteraciones del sueño, malestar en el estómago, molestias en la garganta, irritabilidad, hipersensibilidad, emociones que os embargan, a veces os ahogan otras os hacen sentir eufóricos. Es un baile de emociones hacia arriba y hacia abajo. Dudas de si estáis viviendo como debéis o como queréis.

Y al mismo tiempo la conexión tan profunda, tan consciente. Ya sabéis qué es estar conectado, es una sensación de paz profunda y es como si os enchufáis a una batería de carga, lo sientes a nivel físico y puedes percibir esa descarga en ti y todo vuestro cuerpo dejándose hacer. No son tiempos para huir hacia adelante, para tratar de mantener el control y si lo que sientes es que quieres salir corriendo. Obsérvate, entiende el porqué y acéptalo.

Son tiempos para subirte a la cinta de correr de la ascensión, del cambio vibracional, con un incremento mayor del campo sensorial, una lluvia de velos caídos a tu paso y dejarte sentir esa apertura del corazón, sin emociones engañosas, fluyendo desde la armonía, la paz y la compasión. Permitiendo que todo pase como tiene que pasar, abiertos a lo que venga, como venga, y de quien venga, nada de esconderte en tu mente generando películas imaginarias llenas de fantasía. Sino permitir fluir. Sacar a flote al niño interior, para que broten las risas, la diversión, la alegría, la ilusión.

Podréis notar cambios en la alimentación, come lo que sientas, bebe líquidos, incorpora fruta de temporada a tu dieta, asegúrate de llevar siempre agua contigo y descansa mucho. Dirige la atención a tu cuerpo más que nunca, escucha sus necesidades.

Hasta ahora habéis trabajado a nivel personal,  desde un proceso de interiorización, un reconocimiento, un camino de introspección de encerraros en vosotros mismos, reconoceros y avanzar en el camino. Una vez consolidado ese primer paso. El segundo y fundamental es amaros plenamente. Y después de los dos primeros, toca compartir y avanzar de la mano. Estrechar las relaciones, parejas, amigos, familia. Desde la empatía, desde la libertad, desde el desapego, desde el respeto, es de decir desde el AMOR.

Gracias por vuestra enorme contribución en el camino de la luz. Bendiciones y amor.

Mensaje Canalizado

Popi
popi@destinoalma.com
Sin comentarios

Escribe un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies